Unas de nuestras actividades que a muchas nos gusta hacer y otras no tanto, es pintarnos las uñas. Bien lo hacemos nosotras o vamos a que una especialista lo haga cuando queremos engreírnos porque sabemos que así, quedarán perfectas.

Sin embargo, cuando lo hacemos nosotras mismas a veces no nos queda como quisiéramos y es que algo sucede, quizá la forma en que nos pintamos las uñas simplemente no sea la correcta.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: 5 errores que cometemos al pintarnos la uñas y que terminan arruinándolas

Preparamos todo, escogemos el esmalte más lindo y comenzamos a pintar. Primero una pasada por una orilla, luego avanzas un poco y das otra, y otra, y luego unas cuantas más para rellenarla.

Esta “técnica libre” para usar la brocha del esmalte es cierto que suele dejarnos las orillas manchadas y a veces, en nuestra uña se pueden ver diferentes texturas por tanto brochazo.

TAMBIÉN PUEDES VER: ¡Pintarte las uñas mejora tu estado de ánimo y combate la depresión!

Para evitar esto, Deborah Lippmann, la especialista en uñas que puso el esmalte con glitter en las manos de todas, nos revela la técnica para hacerlo como una profesional.

De acuerdo con Deborah, tres brochazos deben ser suficientes para cubrir toda tu uña. Sí, solo tres, pero en un orden específico: primero pinta una línea en medio de tu uña, desde la cutícula, hasta la punta, luego pinta una a la derecha y una a la izquierda.

TE PUEDE INTERESAR LEER: Esta chica decidió no cortarse las uñas por tres años y este es el resultado

Un dato para tomar en cuenta es que en caso de que con estas tres pasadas no llegues a cubrir toda tu uña, entonces estás haciéndolo mal.

¿Y tú, lo estabas haciendo bien?