Actualización: Mié, 29 / Ene / 2020 7:21 am
Whatthegirl.com Lima Lun, 27 / Ene / 2020 10:34 am

Mujeres que cantan y bailan mientras caminan son más felices

Cantar es una forma de expresar el buen ánimo interior y si lo haces mientras realizas tus quehaceres, te llenas de energía positiva.

SIGUENOS EN:

Google News
Whatthegirl.com
Whatthegirl.com

La música es un elemento importante en la vida del ser humano. ¿Te has imaginado tu vida sin ella? Nosotras tampoco. No cabe la menor duda de que las melodías y las letras de las canciones nos transportan a mundos nunca antes conocidos y trae a nuestra memoria aquellas experiencias pasadas que creíamos haber olvidado.

Aunque hayas pasado mucho tiempo sin escuchar una canción, solo bastan los primeros segundos de su reproducción para que automáticamente nuestro cerebro sufra una carga de recuerdo y comencemos a cantarla.

Independientemente de sí cantamos bien o mal, todas podemos hacerlo. No importa si tienes una voz afinada o si simplemente sueltas tus gallos, si lo haces con sentimiento significa que nada puede amilanarte. ¿Te gusta cantar mientras caminas al trabajo, conduces tu coche o en la ducha? Si eres de las chicas que no dejan de cantar nunca y si no lo hacen, al menos tararean una parte de su canción favorita, pues felicitaciones, la ciencia afirma que las mujeres que se la pasan cantando son más felices que las que no.

Dicho estudio de la Universidad de Fráncfort, Alemania, descubrió que, al cantar, el cerebro libera hormonas como las endorfinas y oxitocina, las cuales están encargadas de disminuir los niveles de estrés y combatir la depresión. Además, añadieron que, si cantas en tu ducha, esto podría traerte más beneficios de los que creías. Aunque parezca broma, la forma en la que están constituidos estos espacios, ayuda mucho con la acústica. Esto quiere decir que cantar en el baño, le da potencia a tu voz, lo cual permite elevar tu autoestima pues te brinda confianza en tus habilidades.

Para el experimento, se analizó la sangre de un coro de féminas antes y después de escuchar por 60 minutos el Réquiem de Mozart, lo cual comprobó que en las que al menos tararearon la melodía, sus niveles de inmunoglobulina A, un anticuerpo, y la hidrocortisona, la hormona anti estrés, aumentaron considerablemente.

Finalmente, el estudio pudo comprobar que cantar ayuda a nuestro sistema nervioso a liberar sustancias que ayudan a mejorar el estado de ánimo sin importar las circunstancias. Sin embargo, todavía se siguen estudiando los beneficios de cantar y escuchar música, pero de que son un beneficio para nuestra salud física y mental, de eso no hay duda.

Así que tú, amiga mía, no importa si tu voz le gusta a los demás o no, ya se comprobó que cantar ayuda a mejorar tu salud y sobre todo te hace una mujer feliz.

 

SIGUENOS EN:

Google News