Whatthegirl.com Lima Jueves, 13 / Feb / 2020

Trixie: la hermosa historia de la primera perrita con marcapasos en México

La operación de Trixie duró más de 5 horas y contó con la ayuda de médicos de humanos y veterinarios.

Trixie: la hermosa historia de la primera perrita con marcapasos en México.
Trixie: la hermosa historia de la primera perrita con marcapasos en México.

Las que somos dueñas de mascotas sabemos que a medida que pasa el tiempo la salud de nuestros perritos se va deteriorando. Ya no tienen la misma vitalidad, empiezan las enfermedades y otros padecimientos. Es por ello que los dueños de Trixie buscaron diversas opiniones de diferentes médicos veterinarios para poder salvar la vida de su adorado can.

Trixie es una perrita de raza french poodle de 9 años que vive en Puebla, México. Ella presentaba problemas de bradicardia, padecimiento que no dejaba a la pequeña hacer sus actividades con normalidad, pues consiste en la disminución de los latidos del corazón, lo cual provocaba que se cansara muy rápido.

Itzel Martínez, dueña de Trixie, afirmó en una entrevista al periódico local e-consulta.com, que habían consultado a muchos médicos y luego de una búsqueda muy larga y exhaustiva, llegaron con el veterinario Christian Martínez, quien llegó al diagnóstico a través de un marcapasos.

La cirugía se realizó en el Instituto Cardiovascular de Puebla y participaron alrededor de 14 especialistas entre médicos humanos y veterinarios, los cuales trabajaron en equipo uniendo sus conocimientos para colocarle el marcapasos y así poder salvarle la vida a la perrita. Luego de 5 horas en el quirófano, la operación de Trixie fue todo un éxito.

Gracias a la colaboración de al menos tres grupos de especialistas que se juntaron para evaluar el caso tan delicado de la perrita, es la primera vez que se hacen este tipo de intervenciones quirúrgicas en animales cuyo resultado es favorable para la paciente.

“Un grupo de veterinarios me contactó en las redes sociales y me plantearon el caso, la mayor parte de los casos terminan falleciendo, porque no existe la posibilidad o la intención de estas cirugías que en humanos son muy comunes” indicó el director de Instituto, Juan Carlos Pérez.

Además, Pérez comentó que se busca documentar el caso para publicaciones especializadas en el mundo animal, como por ejemplo abrir la posibilidad a otros tratamientos que son muy comunes en humanos para poder salvar la vida de las mascotas.

La ciencia de los humanos y la veterinaria se están uniendo en casos como este para poder salvaguardar la vida de los más queridos de casa. Y no cabe duda que nosotras nos escatimaremos en buscar miles de opciones para poder darles una mejor calidad de vida.