Whatthegirl.com Lima Viernes, 17 / Ago / 2018

Estos son los raros síntomas de embarazo que no conocías

El cansancio, falta del periodo menstrual, fatiga, mucho sueño, son las más comunes pero hay otros signos que te indicarán que tienes un posible embarazo. Toma nota.

Síntomas de embarazo que no conocías
Síntomas de embarazo que no conocías

Cuando una mujer teme quedar embarazada, se sicosea pensado en que lo está ya que va muy seguido al baño, tiene antojos inexplicables o siente que sus caderas se ensanchan.

Desde hace muchísimo tiempo, hemos tenido conocimiento sobre los síntomas que tiene una mujer que está esperando un hijo, nos enseñan eso en el colegio o lo leímos por Internet.

Sin embargo, los que ya sabes, no son todos. Hay más y son raros, pero te ayudarán a identificar si estás o no embarazada. Por eso, debes estar atenta a lo que te indica tu cuerpo.  

El cansancio, falta del periodo menstrual, fatiga, mucho sueño, son las más comunes pero hay otros signos que te indicarán que tienes un posible embarazo. Toma nota.

 

 

1. Botar gases

¿Sientes dolor a botar gases? Pues este es un síntoma raro pero te indicará que estás esperando un hijo. Esto es porque al primer mes de embarazo, se tarde un poco en digerirlo al colón y eso produce los molestosos gases, que al expulsarlos, te generarán dolor.

 

 

2. Tus encías se inflaman

Sabemos que las encías son rosadas, pero con el aumento de hormonas que produce el embarazo, pueden tornarse rojas porque el flujo sanguíneo aumenta y se hacen más sensibles.

 

 

3. Sientas sabor a metal en tu boca

Esto se da en el primer mes de embarazo donde tus sentidos se agudizan y aumenta el estrógeno.

 

 

4. Botar líquido de las bubbs

¿Has notado que de tus pechos sale un líquido medio transparente? Pues esto se llama calostro y es un indicador de que pronto te saldrá leche. No a todas les pasa, pero es un síntoma.

 

 

5. Notar el cabello más brillante

El estrógeno hace que el cabello crezca, se vuelva más grueso y por ende, se note más brillante. Además, ayuda a que se fortalezca la raíz y no se te caiga en lo que va el embarazo, sin embargo, cuando el bebé nace, vuelve a como era antes.